Portada - Últimas noticias

El medio The Intercept Brasil hizo públicos los mensajes secretos que revelan la complicidad del actual ministro de Justicia y el Fiscal de Brasil para sacar a Luiz Inácio Lula da Silva de la carrera electoral en 2018.

De acuerdo con la información revelada por el medio, Sergio Moro, el actual ministro de Justicia, colaboró ​con los fiscales de la operación Lava Jato con el fin de fabricar las acusaciones contra Lula.

Moro, exmagistrado, y Deltan Dallagnol, fiscal, se intercambiaban de mensajes de texto para impedir la posible victoria electoral del Partido de los Trabajadores (PT), subraya The Intercept Brasil

Las conversaciones filtradas demuestran que Moro dirigió a Dallagnol para elaborar el orden en el que se debía realizar la operación Lava Jato y dio pistas a los fiscales encargados del caso.

Los fiscales de Lava Jato, según The Intercept Brasil, discutían la manera de frenar una entrevista que Lula había concedido al diario Folha de Sao Paulo porque podría ayudar al PT en las elecciones del pasado octubre.

The Intercept subrayó que una fuente no identificada les compartió el material secreto y que desconocen su origen.

La investigación del caso Lava Jato llevó a la detención y condena del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2011) y le impidió presentarse a las presidenciales de 2018, cuando lideraba la carrera electoral, las que ganó el entonces candidato de ultraderecha  y actual presidente de Brasil, Jair Bolsonaro.

Lula está preso en la Superintendencia de la Policía Federal de Curitiba (sur de Brasil) desde el 7 de abril de 2018, por delitos de corrupción y lavado de dinero en una condena en segunda instancia.

La presidenta del partido de Lula considera que el juez brasileño Moro violó la Constitución

RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — La presidenta del Partido de los Trabajadores (PT), Gleisi Hoffmann, cree que el juez que condenó al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, Sérgio Moro (actual ministro de Justicia en el Gobierno de Bolsonaro), violó la Constitución al actuar de la mano de la Fiscalía en el proceso que sentenció al líder izquierdista.

"Las conversaciones entre Moro y Dallagnol [fiscal de la Operación Lava Jato] muestran que el actual ministro se entrometió en el trabajo del Ministerio Público [lo que está prohibido] y fue bien recibido, actuando informalmente como auxiliar de la acusación; Moro y Dallagnol violaron la Constitución brasileña, que definió el sistema acusatorio en el proceso penal, en que las figuras de acusador y juzgador no pueden mezclarse", escribió en su cuenta de Twitter este 10 de junio.

​Hoffmann valora así las revelaciones publicadas por el diario The Intercept, que el 9 de junio filtró varias conversaciones privadas entre el entonces juez Moro y los fiscales de la Operación Lava Jato, en las que se evidencia que había colaboración entre ambas partes para poder inculpar a Lula.

"Moro y Dallagnol actuaron combinados, con parcialidad y motivaciones políticas, para impedir la victoria electoral de Lula y del PT: forjaron una acusación sin pruebas y armaron una farsa jurídica contra Lula", lamentó ya el 9 de junio, cuando salieron a la luz las informaciones.

La máxima representante del partido pidió que se anule el proceso que llevó a Lula a la cárcel, dado que el juez Moro fue quien le condenó inicialmente.

Fuentes de la defensa del exmandatario afirmaron a Sputnik que están estudiando usar estas nuevas informaciones para reforzar la petición de nulidad que presentaron en su momento ante el Comité de Derechos Humanos de la ONU alegando que Moro no era un juez imparcial.

El expresidente brasileño está preso desde abril del año pasado en Curitiba (sur del país) cumpliendo una condena de ocho años y diez meses de cárcel por presuntos delitos de corrupción pasiva y blanqueo de dinero.