Portada - Últimas noticias

LA PAZ (Sputnik) — Acciones de vandalismo, saqueos, ataques a domicilios y cortes del agua potable cundieron en las ciudades de La Paz y El Alto, haciendo evidente el vacío de poder que se abatió sobre Bolivia tras el golpe cívico-político que echó del poder al líder indígena Evo Morales.

"La situación de inseguridad que se ha producido muestra un vacío de poder que se está transformando en un vacío de Estado", dijo a la red privada de televisión Unitel el politólogo Daniel Valverde.

Advirtió, mientras surgían los primeros reportes de ataques de supuestos grupos campesinos a barrios de la residencial Zona Sur de La Paz, que "la ingobernabilidad no puede prolongarse, debe ser resuelta de inmediato".

Morales anunció su renuncia por televisión en la tarde del 10 de noviembre, tras enfrentar tres semanas de manifestaciones opositoras contra su reelección y luego de que la Central Obrera Boliviana, su principal soporte político, y los altos mandos militar y policial le pidieran que se retire para evitar un baño de sangre.

Al llegar la noche y bajo una persistente lluvia, grupos identificados por los medios como campesinos leales a Morales fueron señalados como autores de ataques incendiarios a un parqueo municipal de La Paz en el que resultaron incendiados al menos 15 buses.

​También fue atacado, y quemado casi totalmente aunque sin daños personales, el domicilio del activista opositor Waldo Albarracín, uno de los líderes del golpe, dijo Unitel, televisora que sufrió la destrucción de su planta transmisora en El Alto, por un ataque de manifestantes.

Reportes de televisión mostraron saqueos en varios locales comerciales del barrio de Calacoto, incluidos un supermercado y una farmacia, sin que se observara una respuesta policial inmediata.

Vecinos dijeron que en la mayoría de los barrios de clase media de La Paz se activaron sistemas de alarma y se organizaron grupos de vigilancia, en medio de un alud de denuncias de la presunta proximidad de "masistas", como se conoce a militantes del Movimiento al Socialismo (MAS) de Morales.

La tensión en las ciudades bolivianas pareció crecer cuando se divulgó un tuit del líder cívico de las protestas, Luis Fernando Camacho, dando por confirmada una orden de detención contra Morales, sin identificar a la autoridad que habría dictado esa medida.

Al menos dos cadenas de televisión suspendieron sus emisiones "por razones de seguridad" luego de haber reportado la recepción de amenazas de ataques.

El diario Página Siete, de abierta oposición a Morales, reportó que en El Alto hubo ataques a por lo menos "tres barrios enteros", a oficinas del gobierno municipal, a la casa de la alcaldesa Soledad Chapetón y de su padre, además de tomas de las estaciones del teleférico interubano.

Chapetón, de un partido opositor a Morales, apoyó las manifestaciones en La Paz que terminaron en el golpe dominical.

Página Siete anunció que su edición del 11 de noviembre sería solo digital.

El comandante nacional de la policía dijo que todas las unidades de la fuerza del orden estaban en alerta, luego de que en los dos días pasados resultaran un factor decisivo de la caída de Morales al amotinarse en todo el país.

Evo Morales denuncia un intento de aprehensión ilegal en su contra

El exmandatario boliviano Evo Morales ha denunciado en su cuenta de Twitter que existe una orden de aprehensión ilegal en su contra y que grupos violentos asaltaron su casa.

La denuncia se realiza horas después de que el expresidente renunciara a la Presidencia de Bolivia tras días de protestas por denuncias de fraude en favor de Morales en las elecciones del 20 de octubre.​​

Minutos antes, había sido publicado en la misma red social imágenes que muestran cómo la presunta casa del político aimara en Cochabamba había sido saqueada y violentada de grupos violentos. La veracidad de la grabación no ha podido ser confirmada.

Esta no ha sido la única denuncia sobre una orden de aprehensión, la exministra de Salud del país, Gabriela Montaño, también se había pronunciado al respecto en su cuenta de Twitter.

Asimismo, el líder opositor Luis Fernando Camacho había confirmado la orden en contra de Morales.

VIDEO

La oposición boliviana "está tratando de aprovecharse de los resultados de labor de otros"

MOSCÚ (Sputnik) — El opositor Carlos Mesa, principal rival del expresidente boliviano Evo Morales, seguramente participará en las nuevas elecciones presidenciales, pero su victoria resulta poco probable, considera el profesor de la facultad de Relaciones Internacionales de la Universidad de San Petersburgo Víctor Jeifets.

La víspera Morales, que lleva en la presidencia de Bolivia desde 2006, dimitió en medio de violentas protestas y tras la petición expresa por parte de la Policía y las Fuerzas Armadas.

Países como Cuba, México y Venezuela denunciaron que lo ocurrido es fruto de un golpe de Estado.

"No queda nada claro quién será el candidato opositor en los comicios presidenciales, (...) Carlos Mesa seguramente participará en las elecciones, pero no estoy seguro de que las gane", dijo el experto.

Según el politólogo, "Mesa no desempeñó el papel activo que se esperaba de él durante las protestas, no dirigió las protestas callejeras".

"Muchos quedaron descontentos por eso, y consideran que él no se puso a prueba y está tratando de aprovecharse de los resultados de la labor de otros", subrayó Jeifets.

Para el catedrático, el verdadero líder de la protestas callejeras fue el conservador Luis Camacho, y por eso en unas elecciones los votos de muchos manifestantes no serían a favor de Mesa, sino en contra de Morales.

El experto ruso advirtió que los sucesos en este país pueden seguir varios guiones diferentes, que no pueden saberse de antemano.

"Por el momento, el único guión que se está plasmando no es ni siquiera el del restablecimiento de la democracia, sino el de la revancha: el incendio de los domicilios de los partidarios del activista, el arresto del jefe de la comisión electoral, todo eso hace pensar en el revanchismo y en intentos de dar marcha atrás a la situación", denunció.

En Bolivia se registraron casos de incendios de casas e incautaciones ilegales de inmuebles.

La víspera varios altos funcionarios anunciaron su renuncia debido a las amenazas recibidas y los ataques contra sus familiares.

El Ejército boliviano, que previamente se negó a actuar contra los manifestantes, autorizó el uso de la fuerza contra grupos armados ilegales en medio de la creciente violencia callejera.

"La OEA terminó de incendiar la coyuntura política golpista en Bolivia"

 

LA HABANA (Sputnik) — La posición y el informe preliminar de la Organización de Estados Americanos (OEA) terminó de incendiar la coyuntura política golpista en Bolivia, denunció Ariana Campero, embajadora de esa nación suramericana en Cuba.

"La posición y el informe preliminar de la OEA no ayudó a descongestionar este problema social violento que vive el país, al contrario, terminó de incendiar la coyuntura política golpista que está viviendo nuestro país hoy, y que perpetró el golpe de Estado en Bolivia", comentó la diplomática boliviana en entrevista con el servicio informativo de la televisión cubana.

La embajadora de Bolivia en la isla insistió en que lo que sucedió en su país no fue un golpe de Estado suave, "es un golpe violento porque tienen gente amedrentando en las calles, han quemado edificios, han golpeado a familiares de autoridades".

"Eso no es un golpe suave —subrayó Campero—, es un golpe violento, cívico, policial y político que le han dado al presidente Evo [Morales], no lo dejaron terminar su mandato para el que fue electo con más del 50% para ese periodo, y el mandato de Evo terminaba el 22 de enero de 2020, no hoy".

También denunció la actitud de la oposición derechista que —puntualizó— "permanentemente ha ido cambiando de discurso, primero era segunda vuelta [electoral] o muerte; y cuando el presidente Evo Morales dijo hagamos auditoría de la OEA, dijeron: ya no queremos segunda vuelta, y los cívicos desconocieron a Carlos Mesa [candidato opositor de derecha] y comenzaron a pedir nuevas elecciones".

"Después vino la oleada pidiendo la renuncia del presidente [Morales], que no querían auditoría", enfatizó la diplomática acreditada en La Habana.

Durante la entrevista con la televisión cubana, la embajadora Campero recordó que Evo Morales es el presidente "que más ha hecho por los pobres en Bolivia".

"Nos devolvió la soberanía y autodeterminación, dignificó a nuestros ancianos, disminuyó la deserción escolar, construyó más de 5.000 unidades educativas, más de 1.000 establecimientos de salud, y aumentó el Producto Interno Bruto [PIB] de 9.000 millones de dólares en 2005, a 43.000 millones de dólares en este momento", señaló.

Canal de TV universitario de Bolivia deja de emitir por amenazas tras la renuncia de Evo Morales

El canal Televisión Universitaria (TVU) anunció que suspende su emisión porque, tras la dimisión como presidente de Bolivia de Evo Morales, sus integrantes han sido "amenazados", según comunicó una de sus comunicadoras mientras estaba al aire este 10 de noviembre.

Este medio de comunicación fundado en 1973 por la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno en Santa Cruz de la Sierra no fue el único que sufrió intimidaciones.

El propio Morales expuso a través de Twitter el pasado 9 de noviembre los ataques contra los medios estatales BTV y RPN, que fueron "intervenidos por grupos organizados que, después de amenazar y amedrentar a los periodistas, los obligaron a abandonar sus fuentes de trabajo" con la intención de "acallar la prensa para perpetrar el golpe".

Los medios estatales BTV y RPN han sido intervenidos por grupos organizados que después de amenazar y amedrentar a los periodistas los obligaron a abandonar sus fuentes de trabajo. Dicen defender la democracia, pero actúan como en dictadura.

El periódico Página Siete, con sede en La Paz, también ha anunciado que suspende su labor por razones de seguridad.

"Todos sus periodistas y funcionarios han sido replegados. Por tal motivo, este lunes 11 de noviembre no circulará la edición impresa de Página Siete", ha comunicado este rotativo.

¿Quién es Jeanine Añez Chávez, la mujer que podría gobernar Bolivia?

Tras la renuncia del presidente Evo Morales y gran parte de los miembros de su gabinete, la segunda vicepresidenta de la Cámara de Senadores, Jeanine Añez Chávez, comunicó que asumiría provisionalmente el cargo de presidenta de Bolivia para convocar nuevas elecciones.

La política y abogada informó en una entrevista con la cadena Unitel.tv que, de acuerdo con la línea de sucesión constitucional del país, ella debe asumir como la próxima mandataria durante el periodo de transición y mientras se convoquen nuevas elecciones.

Jeanine Añez Chávez forma parte de la alianza opositora Unidad Democrática y es conocida en Bolivia por haber criticado duramente al Gobierno y al mismísimo Evo Morales.

La senadora es licenciada en Ciencias Jurídicas y Derecho. Entre 2006 y 2008 participó en la redacción de la nueva Constitución de Bolivia, como asambleísta constituyente.

Desde 2010 representa al Departamento del Beni en la Asamblea Nacional tras haber sido elegida como senadora por el partido del Plan Progreso para Bolivia Convergencia Nacional. La alta funcionaria está casada con el político colombiano Héctor Hernando Hincapié Carvajal.

El golpe de Estado en Bolivia: ¿provocado por fuerzas externas?

El mandatario boliviano, Evo Morales, renunció a su cargo tras una serie de protestas que han sido calificados por él y su gabinete como un golpe de Estado. Para la socióloga y analista política rusa Verónica Navia, también fueron las fuerzas externas las responsables de la dimisión del líder aimara y de los actos de violencia en Bolivia.

Lo que actualmente ocurre en Bolivia no solo es un caos, según Navia, sino es un agravio contra toda la institucionalidad boliviana. El objetivo de los golpistas era sacar a Morales de la Presidencia. Lo hicieron a pesar de que Morales ha luchado por mucho tiempo y ha ganado muchas batallas en esta época neoliberal, así como ha contado con el apoyo de muchos seguidores.

"Hemos tenido con él al mejor presidente, el mejor periodo. Bolivia ha salido de la pobreza, de donde estábamos. No creo que el presidente al renunciar a la Presidencia realmente renuncie al estilo de vida que él tiene que es la lucha por el pueblo", aseguró Navia en una entrevista con Sputnik Mundo.

Además, agregó que hoy en día Morales no solo cuenta con mucho apoyo social dentro de Bolivia, sino internacional, brindado por parte de los Gobiernos progresistas en los países vecinos.

La socióloga considera que el único motivo que empujó a los manifestantes a movilizarse fue precisamente porque querían recuperar el poder y porque les estorbaba un aimara en el Gobierno.

"No hay más causas. Ya son años de hostigamiento que ha tenido el presidente Morales en el Gobierno", recalcó.

La interlocutora recalcó que Morales es el líder de la mitad del pueblo boliviano que ha confiado en él y ha depositado su voto. Aunque hubo mucha especulación en los medios de comunicación acerca de que Morales podría haber escapado al extranjero en medio de la crisis política, Navia opina que Morales nunca haría eso.

"Él siempre ha prometido que no seguirá el ejemplo de Gonzalo Sánchez de Lozada, quien escapó del país. Por eso ha confiado mucha gente en él, un 50% del país. Ha cumplido su promesa de no sacar al Ejército, tuvo que ser un golpista el que saque el Ejército", declaró.

Navia enfatizó que la renuncia de Morales es un intento de pacificar al país, porque podía no haber renunciado y, en realidad, cualquier Gobierno que venga no gozará de legitimidad, de acuerdo con la socióloga.

"Pero la pacificación del país y su amor por Bolivia lo obligaron a renunciar", recalcó

La experta también abordó en su conversación con Sputnik el tema relacionado con la auditoría de resultados de las elecciones presidenciales que tuvieron lugar el 20 de octubre. La interlocutora de la agencia subrayó que el informe preliminar que ha salido de la OEA es bastante claro. Sus autores no mencionan en ningún momento un fraude electoral, sino "la manipulación informática".

"Eso es lo que ha dado lugar a toda esta arremetida de violencia", destacó.

La investigadora espera que la Organización de Estados Americanos vele por la democracia en Bolivia dado que los ciudadanos bolivianos confían en que su labor es hacer cumplir las normas de cada país. La presencia de los representantes internacionales de mucha credibilidad es necesaria para que puedan controlar el proceso electoral.

Rusia: La crisis política en Bolivia siguió un patrón de golpe de Estado orquestado

Protestas en La Paz, Bolivia, el 10 de noviembre de 2019.Carlos Garcia Rawlins / Reuters

Moscú percibe con preocupación el "dramático desarrollo" de la crisis política en Bolivia, donde "la ola de violencia desatada por la oposición" impidió completar el mandato presidencial de Evo Morales, expresó este lunes el Ministerio ruso de Exteriores mediante un comunicado.

Asimismo, el documento constata la "gran inquietud" que suscita el hecho de que durante la crisis "la disponibilidad del Gobierno [boliviano] para la búsqueda de soluciones constructivas basadas en el diálogo fue arrasada por hechos que se sucedieron siguiendo un patrón de golpe de Estado orquestado".

Ante esta situación, Rusia insta a todas las fuerzas políticas de Bolivia a actuar "con cordura y responsabilidad", así como a buscar una "solución constitucional" en beneficio de "la paz, la tranquilidad" y "la restauración del control de las instituciones estatales", así como para "garantizar los derechos de todos los ciudadanos y el desarrollo económico del país", con el que Rusia mantiene "relaciones amistosas" y una "interacción constructiva".

Finalmente, Moscú confía en que "el mismo tipo de enfoque responsable" sea demostrado por "todos los miembros de la comunidad internacional", incluidos los "vecinos de Bolivia en la región de Latinoamérica" y los "países influyentes fuera de la región y las organizaciones internacionales".

  • Evo Morales renunció al Ejecutivo este 10 de noviembre después de que las Fuerzas Armadas y la Policía de Bolivia pidieran públicamente su dimisión, una iniciativa que varios dirigentes del mundo definieron como "golpe de Estado".

  • La tensión en Bolivia se desató tras las últimas elecciones presidenciales, cuando Morales se impuso en primera vuelta y la oposición denunció "fraude electoral" por la difusión temporal de los resultados provisorios.
  • Un equipo de auditores de la Organización de Estados Americanos (OEA) sostuvo que en esas elecciones hubo irregularidades.
  • Evo Morales propuso celebrar nuevos comicios, pero desde la oposición continuaron las acciones de protesta exigiendo su renuncia.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS