Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

El especialista Juan Carlos Toulouse, a cargo del estudio, confirmó que el nene de 5 años murió a causa de varios golpes y que tenía cicatrices de heridas viejas en todo el cuerpo.

El viernes pasado por la noche, Lucio Dupuy, de cinco años, murió en el Hospital Evita de la ciudad de Santa Rosa, La Pampa, adonde lo llevó una vecina luego de haber pasado por una posta sanitaria local y una comisaría.

A pesar de que su madre, Magdalena Espósito Valiente, de 24 años y su novia Abigail Paéz, de 27, aseguraron primero que habían sido víctimas de un robo, la autopsia confirmó lo peor: Lucio había sido asesinado a golpes. El informe preliminar de la autopsia confirmó que el chico falleció a raíz de una hemorragia interna y que contaba con múltiples agresiones y contusiones.

En las últimas horas, el médico forense Juan Carlos Toulouse, que fue quien realizó la autopsia, confirmó que Lucio tenía cicatrices y lesiones de vieja data, además de las recientes y remarcó la brutalidad de la violencia con la que fue asesinado: "No hablo de todo lo que tenía por respeto al nene y a la familia pero tengo 27 años de forense y 5 años en La Plata, he visto nenes y traumatismos, pero esto así no lo vi nunca".

"Tiene cicatrices antiguas que es imposible determinar de hace cuánto", explicó Toulouse en diálogo con Telefé. E insistió: "Este nivel de golpes y ensañamiento no lo vi nunca. Eran evidentes las lesiones, yo creo que alguien lo tiene que haber visto andando o por la calle y podía darse cuenta".

Toulouse, que aseguró además que no hubo un solo golpe letal sino varios seguidos, entregó el informe completo a la fiscal Verónica Ferraro (originalmente a cargo del caso), que integrará ahora un equipo especial de investigación por el caso junto a los fiscales Walter Antonio Martos y Marcos Hernán Sacco, todos ellos integrantes de la fiscalía especializada en Delitos de Violencia Familiar de Santa Rosa.

Mientras tanto, las dos detenidas por el crimen de Lucio -acusadas por el delito de homicidio simple, aunque agravado por el vínculo en el caso de Espósito- fueron trasladadas a otra provincia, según confirmó el jefe de la Policía de La Pampa, Daniel Guinchinau. La determinación fue motivada por los disturbios que un grupo minoritario ocasionó anoche en la Seccional 6° mientras se hacía una manifestación en reclamo de justicia por el crimen.

El papá de Lucio, Christian Dupuy, que reclamaba desde agosto de 2020 la tenencia de su hijo, y la familia paterna del niño en su conjunto, creen que Espósito y su pareja, que no le permitían ver a Lucio desde el inicio de la pandemia, volcaron en el chico el odio que tenían contra él.

"Hijo mío, me dejas con el alma rota buscando 'el porqué' de tantas cosas y me doy cuenta ahora de lo que estabas sufriendo y yo sin saberlo y ahora es tarde, te tenían preso de tu infancia e inocencia", escribió en las últimas horas Christian en una carta que publicó en su cuenta de Facebook. "¿Dónde encuentro las fuerzas que me mandas hijo? Te amo. Perdóname por no poder hacer nada".

En redes sociales, la pareja de la madre biológica de Lucio, Abigail Paéz, se refería frecuentemente a la vida cotidiana con su hijastro y el conflicto entre su novia y Christian Dupuy. "Para robarnos las fotos del nene y caretear que es el mejor padre tiene tiempo, ahora cuando el nene le pide algo, mágicamente le aparecen todos los problemas juntos jajaja, un chiste este chabón", escribió en las últimas semanas.

También se encuentran en ese perfil otros mensajes con su reflexión sobre la maternidad: "¡No tengan hijos si realmente no lo desean o no lo planean como una gran meta o como lo más importante en sus vidas! No traigan pibes al mundo para sufrir, la concha de su puta madre".

Comentario: Información relacionada:

María Anahí Brarda: La jueza que negó la tenencia al padre de Lucio a pesar de las denuncias de maltrato

La magistrada a cargo del Juzgado de la Familia, Niñas, Niños y Adolescentes N° 1 de Santa Rosa, María Anahí Brarda, fue quien en numerosas oportunidades hizo oídos sordos a las denuncias por maltrato que sufría Lucio, negándole la tenencia del menor a su padre.

A pesar de las numerosas denuncias sobre el maltrato sistemático que sufría Lucio bajo la tenencia de su madre biológica, la Justicia desoyó los pedidos de tenencia formulados por su padre, Christian Dupuy, quien reside en la ciudad de General Pico.

El abuelo de la víctima, Ramón Dupuy, aseguró "hicimos exposiciones, pero nunca fuimos escuchados. Ella se junta con una mujer y ahí empieza todo el calvario... Una vez me dijo 'antes de dártelo a vos, lo mato', y lo mató", contó.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDACIONES

RECOMENDAMOS