El fundador y director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, ha perdido más de 7.000 millones de dólares después de que varios grandes anunciantes informaran sobre la suspensión de su publicidad en la red social en medio de una avalancha de críticas sobre el manejo del contenido racista por parte de las compañías tecnológicas en sus plataformas, informa Bloomberg.

Las acciones de Facebook cayeron un 8,3 % el viernes, reduciendo en 56.000 millones el valor de mercado de la compañía, después de que la empresa Unilever se uniera al boicot contra las plataformas de redes sociales, según el medio.

De esta manera, Zuckerberg ahora ocupa el puesto número 4 en el 'ranking' de los multimillonarios, con un patrimonio neto de 82.300 millones de dólares, detrás del fundador de Amazon, Jeff Bezos, el fundador de Microsoft, Bill Gates, y el director ejecutivo de LVMH, Bernard Arnault.

El boicot

Esta semana, empresas que van desde Verizon hasta Ben & Jerry's y Honda declararon que retirarían anuncios de Facebook como parte de un boicot organizado por grupos de derechos civiles, entre ellos, la Liga Antidifamación (ADL, por sus siglas en inglés), NAACP, Color of Change y otros.

Su campaña #StopHate4Profit alienta a las compañías a retirar sus anuncios de Facebook específicamente, porque alegan que la compañía amplifica las voces de supremacistas blancos y no hace lo suficiente para detener la propagación del discurso de odio.

Unilever, propietaria de marcas como Dove, Ben & Jerry's y Hellmann's, anunció el viernes que dejará de publicar sus anuncios en Facebook, Instagram y Twitter en Estados Unidos al menos hasta finales de este año.

Su ejemplo fue seguido por Coca-Cola, que declaró que pausará su publicidad en todas las plataformas de redes sociales durante 30 días mientras evalúa su estrategia.

Facebook responde

En aparente reconocimiento de las críticas, Facebook anunció el viernes que etiquetará publicaciones consideradas "de interés periodístico" que violen las políticas de la compañía, un cambio importante que se produce después de semanas de críticas.

La actualización se hace eco de una medida similar adoptada por Twitter, que recientemente comenzó a agregar notificaciones sobre verificación de hechos a los tuits de Donald Trump y otros políticos. Mark Zuckerberg había criticado previamente a Twitter por la decisión, destacando que las plataformas digitales de propiedad privada no deberían actuar como "árbitro de la verdad".

Asimismo, el fundador de Facebook afirmó que la compañía endurecerá sus reglas con respecto al “discurso de odio” en los anuncios pagados.

"Estamos ampliando nuestra política de anuncios para prohibir las afirmaciones de que las personas de una raza, etnia, origen nacional, afiliación religiosa, casta, orientación sexual, identidad de género o estatus migratorio específicos son una amenaza para la seguridad física, la salud o la sobrevivencia de los demás", escribió Zuckerberg.

"Pronto comenzaremos a etiquetar parte del contenido que dejamos, porque se considera de interés periodístico", escribió Zuckerberg. "Permitiremos que las personas compartan este contenido para condenarlo, al igual que lo hacemos con otro contenido problemático, porque esta es una parte importante de cómo discutimos lo que es aceptable en nuestra sociedad, pero agregaremos un aviso para decirle a la gente que el contenido que comparten puede violar nuestras políticas".

No está claro exactamente cómo se verán estas etiquetas, cuándo Facebook comenzará a agregarlas a las publicaciones o qué tan estrictamente interpretará la plataforma las nuevas reglas.

Zuckerberg no mencionó a Trump en sus comentarios, pero la compañía se ha enfrentado a una presión creciente para actuar respecto a las publicaciones polémicas del presidente.

Los organizadores del boicot ya han criticado las actualizaciones por no llegar lo suficientemente lejos."La respuesta de Mark Zuckerberg hoy no fue suficiente", escribió la ADL en Twitter.

Discurso de odio

Asimismo, el fundador de Facebook afirmó que la compañía endurecerá sus reglas con respecto al discurso de odio en los anuncios pagados. "Queremos hacer más para prohibir el tipo de lenguaje divisivo e incendiario que se ha utilizado para sembrar la discordia", escribió.

"Estamos ampliando nuestra política de anuncios para prohibir las afirmaciones de que las personas de una raza, etnia, origen nacional, afiliación religiosa, casta, orientación sexual, identidad de género o estatus migratorio específicos son una amenaza para la seguridad física, la salud o la sobrevivencia de los demás. También [...] para proteger mejor a los inmigrantes, migrantes, refugiados y solicitantes de asilo de los anuncios que sugieren que estos grupos son inferiores o que expresan desprecio, despido o asco hacia ellos ", detalló Zuckerberg en su entrada.

La censura en Sky News

El debate cinéfilo del momento está causando que las plataformas y cadenas de televisión revisen sus catálogos en busca de películas que puedan ofender al público. Desde que HBO Max retirara temporalmente 'Lo que el viento se llevó' por su trato idealizado del pasado esclavista de Estados Unidos, otras compañías han empezado a hacer movimientos parecidos. El más radical de los vistos hasta ahora viene de la cadena de cable británica Sky.

Según cuenta Variety, Sky ha actualizado las descripciones de una veintena de películas para avisar de que tienen "actitudes anticuadas y lenguaje y representaciones culturales que podrían resultar ofensivas".

Entre las películas con el nuevo aviso están clásicos como 'Desayuno con diamantes', 'Los Goonies', 'Aliens: el regreso', 'Entre pillos anda el juego', 'Lawrence de Arabia', 'El cantor de jazz', 'Rebelde' o 'Flash Gordon', además de 'Lo que el viento se llevó'. También hay películas más recientes como 'El último samurái', 'Tropic Thunder: ¡Una guerra muy perra!', 'Pelotas en juego' y 'El llanero solitario'.

Sky tiene un acuerdo con Disney+ en Reino Unido similar al que la plataforma de streaming del ratón tiene en España con Movistar+, integrando su catálogo en el de la cadena de cable. Clásicos de la Casa del Ratón como 'Aladdin', 'El libro de la selva' (tanto el clásico de animación como el remake dirigido por Jon Favreau) o 'Dumbo' también podrían ser "anticuados" y "ofensivos" según Sky. Disney+ ya incluía estas descripciones en su lanzamiento en Reino Unido a finales del año pasado.

Borrando el pasado

La preocupación de las marcas por las nuevas sensibilidades ha explotado después de que HBO Max diera la alarma con 'Lo que el viento se llevó' en plena explosión del movimiento "Black Lives Matter" en Estados Unidos. Finalmente la plataforma de Warner ha anunciado que volverá a incluir la película de Victor Fleming con una introducción que explique su contexto histórico, pero el debate está servido.

Plataformas como Netflix y iPlayer, el catálogo de VOD de BBC, han borrado contenido por miedo a que pudiera ofender, sobre todo es el caso de comedias como 'Little Britain' y 'Fawlty Towers' (aunque esta ha sido restituida después de que su guionista John Cleese, miembro de los Monty Python, criticara a la cadena pública).

Los cinéfilos y cinéfilas se dividen entre los que abogan por una revisión de los subtextos racistas que han tenido las historias que nos han contado durante generaciones, y los que opinan que si el pasado se borra corremos el riesgo de repetirlo. ¿Es inteligente censurar el arte del pasado porque no esté a la altura de las exigencias de las sensibilidades actuales? Parece que estos avisos son un término medio, aunque alguien tiene que explicarnos dónde está lo anticuado y lo ofensivo de 'Aliens'.

'Los Simpson' ya no contará con actores blancos para dar voz a personajes de color

La serie animada 'Los Simpson' dejará de hacer uso de actores blancos para dar voz a los personajes de color, según dieron a conocer este viernes los productores del programa en un comunicado, informa Variety.

"En el futuro, 'Los Simpson' ya no tendrá actores blancos que interpreten a personajes que no sean blancos", afirmaron los creadores de la serie.

El programa estadounidense que empezó a emitirse en 1989 hasta llegar a muchos rincones del mundo ha recibido una serie de críticas a lo largo de los años. La más reciente fue por el personaje de Apu, propietario de una tienda india, que fue interpretado por el actor Hank Azaria y quien anunció a inicios de año que dejará de hacerlo. Algunos argumentos sostenían que ese personaje representaba un estereotipo negativo de las personas del sur de Asia.

Azaria también ha dado vida a otros personajes de 'Los Simpson', como el policía afroamericano Lou. Mientras tanto, el actor blanco Harry Shearer ha estado interpretado al doctor Hibbert, que es negro. La declaración no dejó claro de qué manera se producirá el cambio de actores.

La decisión llega casi a la par con el anuncio del actor Mike Henry, quien señaló que ya no interpretará a Cleveland Brown en la comedia animada de Fox 'Family Guy'. "Me encanta ese personaje, pero las personas de color son las que deberían interpretar a los personajes de color. Por lo tanto, dejaré el papel", señaló Henry en un tuit.

Asimismo, esta semana la actriz Kristen Bell reveló que renunciará a su papel de personaje biracial en la serie animada 'Central Park'.

Estos anuncios se producen en medio de un estallido social en contra del racismo en EE.UU., y las masivas protestas por los asesinatos de estadounidenses negros por parte de la Policía, que comenzaron tras la muerte del afroamericano George Floyd.

Bueno, ninguna sorpresa: LA IDEOLOGÍA DOMINANTE ES LA IDEOLOGÍA DE LA CLASE DOMINANTE. Los demás solo tenemos que ser consecuentes…

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

HONOR Y RESPETO

PARA LOS QUE NOS DEJARON POR EL COVID-19

El Tiempo por Meteoblue